Archivo de la etiqueta: ratas

un tonto de los piropos

IMG_20180308_121515.jpg

(…)cuando empecé a venir por aquí me encontré que ya vivía uno de mi pueblo ¡ná menos! Era un mostrenco de esos…de los que se dan importancia…después de la mili, echaron una instancia él y otro para guardiacivil…y tó se le hacía decirle al otro que no le iban a coger por ser hijo de rojo, porque el padre había muerto luchando en el bando republicano – se ríe – y el que no pasó la prueba fue él, menos mal, porque uno así pensando maldades… con esa gorra y armaoooo…¡uy!

IMG_20180308_121646

…¡menos mal!

…en ese tiempo había muchas ratas ¡porque no quedó ni un gato! – se ríe –

ná, que iba con el cuento a los fachas de si este ha escondío harina o el otro ha cogío leña …con el engreimiento de ganar trato de favor…¡un rata!IMG_20180308_121613.jpg

y ¿sabes por qué no pasó la prueba? pues porque encima era un tonto de esos de los piropos, que se creen que hacen gracia a las mujeresIMG_20180308_121534.jpg

y estando en la mili le habían abierto expediente – me mira fijamente – pues porque no se le ocurrió otra cosa que  a una que era sobrina de un alto mandooo… yo no sé lo que la diría… el caso es que ella denunció; si hubiera sío alguna otra pobre, se había tenío que callar…así era entonces…pero la cosa es que él ya no pudo entrar a trabajar en ná del Estao… y se fue del pueblo

…mira tú por dónde me lo tuve que encontrar en éste…

pero nooo, tampoco había hecho buenas migas…he oído que a su entierro no acudió casi nadie…

Anuncios

hay que saber mirar

IMG_20171120_163334.jpg

-… estaba pisándolos y no los veía…y le dijee… es que desde arriba, como están tan derechos, osea que se ve sólo la punta y se confunde con la espesura de la mata que lo esconde…Para ver los espárragos, le dije, no tienes más que agachar la cabeza y así a su altura se distinguen perfectamente y eso pasa con muchas cosas, que si no las ves, es porque miras desde donde no es…y así le enseñé. Luego yaaa, yendo él, un día y que cogió muchos y que dijo: “¡Uy, si yo he cogido todos estos, yo no sé los que hubiera encontrao Pablo!” -se ríe- Si mi madre lo decía también: “Hasta que no viene Pablo, no comemos cosas buenas del campo” …Y otra vez, llegué al huerto que tenían en casa y ná más verlo les dije, ¡aquí tenéis topos! …y es que van dejando un surco por donde pasan, osea que no van saltando por’cima la yerba, aunque se la comen y también los brotes pequeños de lo que plantas…y no sirve poner ballesta, hay que cazarlos con lazo…y que también están ricos, son como conejos chicos…Y otra vez, según vamos pasando por el puente, entrando al pueblo, va y me dice: “¡Mira un topo!”…Un topooo, pero no ves el rabo que tieneeee…IMG_20171120_165852.jpg

leer salva vidas

Hemos visto alguna rata campando a sus anchas por el huerto y metidas, a veces, en la caseta donde guardamos los aperos y algunos platos y vasos para cuando hacemos comidas allí, yyyyy… aunque somos amantes de los bichos, sabemos que estos animalitos tan monos pueden transmitir enfermedades y eso no nos gusta. De manera que decidimos comprar raticida y dejamos el paquete en un estante al lado de un abono para plantas en la caseta. Cuando volvimos, al día siguiente, el paquete estaba abierto con la mayoría de los tacos de veneno comidos y por allí fuera (aunque la he dibujado cerca para hacer más efecto) había una ratita muerta.

Eso me ha hecho pensar un poco en la importancia de la lectura, de la literatura…

Si Pablo pudiera leer, quiero decir concentrarse en una historia y seguirla, en un libro, en una revista, en una película o hasta en una anécdota que le cuentan, no se aburriría tanto (que es como una muerte lenta).

Y esta ratita, de haber podido leer lo que ponía en el paquete, claramente, habría salvado su vida.