Archivo de la etiqueta: el Tajo

Lázaro, ¡anda!

-Me estaba acordando de uno que llamaban Lázaro, que compraba garbanzos en el pueblo; luego ya cuando empezó a haber más abundancia…y se iba a venderlos en Talavera. Y se conoce que habiendo hecho buen negocio, se iríe a celebrarlo a la taberna yyy… Apareció en el Tajo prendío por la chaqueta de un sauce…Pero sin el dinero de la venta…Y es que no se puede uno ir de la lengua – se ríe -…Y uno de los chicos de Varilla, dicen que en eso de la iglesia, que te daban la doctrina, o lo que fuera…El caso es que le preguntó el cura que si sabía algo de Lázaro y él dijo que se lo habían encontrao muerto en el río -se ríe-

– Pero le preguntaban por Lázaro, el que resucitó

– Yo qué sé lo que hizo, si yo a misa no iba…-suspira y mueve la cabeza- Si es que para hacer negocios, lo primero, que no tienes que beber…Luego ya, si te gusta, cuándo tienes el dinero a buen recaudo, en tu casa, pues vas y lo celebras…pero yo no sé si ese otro Lázaro por el que preguntaba el curaaa…¡cómo va a resucitar! ¡Anda!

Anuncios

Reanudando y pensando a un tiempo

Se pone a tejer con cuerda de rafia un asiento para la silla que se ha roto. Muy concentrado en cada nudo y pasando la cuerda de un lado a otro con mucha atención.

-Estás muy concentrado, para no equivocarte…

-Esto, hay que hacerlo pensando cada nudo, porque si no se te va la cabeza a otro lao y cuando te echas a deber estás tirando de la cuerda que deshace y en vez de ir pa lante vas pa tras.

-Y ¿quién te enseñó a hacer eso?

Se para de tejer pero no suelta la cuerda y me dice:

-Pues mira, después de terminar la siega, un año nos llevó mi padre al Tajo y allí vi a unos hombres que estaban haciendo cestos y me acerqué y me quedé mirando… y uno de ellos, se conoce que le caí en gracia, y me dio cuerda y me senté a su lao y le iba imitando según lo hacía y acabé haciendo uno, más chico que el que ellos hacían pero de allí me fui con el cesto y sabiendo.

-Qué buena cosa fue eso

No me oye, ni vuelve de su recuerdo. Sonríe y se concentra otra vez a apretar el nudo que había dejado a medias y sostenía en la mano.

img_20161121_153032636.jpg

tomando desvíos para llegar derechos

-En los bautizos daban chocolate con churros

-Y en los entierros ¿daban algo?

-¡Una “pedrá”! dieron en el de mi abuela-y se me queda mirando en silencio para darme la explicación con “efecto”-…Que se tenían las puertas abiertas…esas puertas grandes que había, para que entraran los carros… y pasaron unos, que estarían de chunga…yo no sé quienes serían y tiraron una piedra que entró hasta dentro…y salió mi primo corriendo detrás a por ellos y mi tía se llegó hasta la guardia civil para que estuvieran sobre aviso,no fuera a ser que se pegaran o algo…

-Y tú ¿dónde estabas?

-Yo no sé dónde estaría en ese entonces…pues “seríe” aquí donde estaba…yendo con Antonio en el coche…que como es tan bruto…-habla de él en presente y poco a poco se va metiendo en la historia y en el coche camino de un entierro, no tiene muy claro de quién-(…) y se empeñó en preguntar por la carretera de Malpica…¡Pero si Malpica sale de la carretera de Talavera!…¡habrá que preguntar por la de Talaveeeeera!

-Pero ese viaje desde aquí, ¿no sería para el entierro de tu padre?

-Y nadie le daba norte de Malpica…¡claro! ¿cómo se lo iban a dar? pues yo no sé si “seríe”de mi abuela o de mi madre, la cosa es que dimos mil vueltas…Y nada, que no hubo medios de convencerle…ya te digo que es muy bruto… no hay forma de que atienda a razón como se le meta algo en la cabeza…Si me hubiera hecho casoooo, habíamos ido derechos…porque yendo pa Talavera, poco antes de llegar, sale el desvío a Malpiiiiica y de allí…. ¡habíamos llegao derechos!…

Habla cada vez más alto y no permite que le interrumpa, porque en este momento ya va en el coche con su hermano Antonio, discutiendo porque se han perdido en carreteras secundarias por la parte de Castilla

img_20161115_092524.jpg

“El Hormiga”

-(…) Y uno que le llamaban “El Hormiga” y era muy  echao palante

-Y ¿por qué le llamaban así? ¿era pequeño?

-Noo, no era muy muy alto pero era forjido*…Y ese mote se lo pusieron porque de chico robó una escopeta del molino, que eran unos molinos que había en el río y al pasar el agua movía las ruedas y se molían el trigo y las cosas..

-Y ¿eso qué tiene que ver con las hormigas?

-Pues muy fácil, porque se escondió en un cerro que le llaman “Garavilla” y salía a robarle la merienda a los pastores “dámela por las buenas, decía, que luego tú al llegar a casa tendrás comida y yo vivo perdío en el monte”

-Igualito que las hormigas

-Y contaban de él que había sido legionario y que en su destacamento, había sido muy amigo del cocinero. Y que un día apareció el cocinero tó apalizao y le dijo a él quién había sido…

-Le pegarían porque no daba buena comida…

-Lo que sea…el resultao es que El Hormiga le buscó y… le cortaría la cabeza de un hachazo porque apareció en la cocina, con ella en la mano…

-¿Siiii? ¿Eso pasó alli en tu tierra?

-Nooo, esoooo por la parte deeee…¡Ay, qué coño de memoria! Al otro lado del Tajo, por Ceuta y Melilla, sería…

(*)fornido o forajido o una mezcla de las dosimg_20161114_164656486.jpg